18 años marcando el camino

Descubre la historia de las ciudades Medievales de Albarracín y Teruel Mudejar. Pinturas Rupestres y Sierra de Albarracín.

Compárte esto con tus amigos:
Categories Navigation Menu

Gea de Albarracín celebra un festival benéfico jotero por Alberto Villalba

Compárte esto con tus amigos:

La localidad de Gea de Albarracín celebró ayer un festival joteros benéfico por Alberto Villalba. En el festival participó la Escuela de Jota Rasmia Aragonesa de la Comarca de Albarracín y cantadores y cantadoras de Jérica (Valencia), Lugarico de Cerdán, La Muela, Pina de Ebro, Zaragoza, Nuez de Ebro y Tres Cantos (Madrid)

Además bailaron cuatro parejas muy premiadas en los festivales joteros. Cerca de 200 personas asistieron al festival jotero benéfico por Alberto Villalba.

El cantador de jota y profesor, Vicente Olivares, de Rubielos de Mora, y que este año es profesor de la Escuela de Jota Cantada de la Comarca de la Sierra de Albarracín, comentó que por Navidad tenían pensado celebrar un festival de jota y que los integrantes de la Escuela de la Comarca de la Sierra de Albarracín propusieron que fuera benéfico por Alberto Villalba. “La idea cuajó muy bien y las firmas comerciales se volcaron con el festival jotero”.

Vicente Olivares destacó del festival de jota la calidad de los participantes con cuatro grupos de baile de jota aragonesa que tienen premios extraordinarios. El jotero Angel Enríquez señaló que “queremos ayudar de la mejor forma que nosotros sabemos, que es cantar y bailar jotas por Alberto Villalba. Intentar aportar nuestro granito de arena para sufragar el gasto quirúrgico por su terrible accidente”.

El festival jotero se celebró en el pabellón cubierto de Gea de Albarracín. El alcalde de la localidad, Manuel Alamán, que el Ayuntamiento ha cedido el espacio y puesto la infraestructura para que el festival jotero se celebrara. La entrada para ver el festival costaba dos euros y además se sorteban rifas a 5 euros tres tiras. En las rifas se sorteaban desde indumentaria jotera hasta una mesa de forja que habían donados establecimientos comerciales principalmente de Zaragoza y Gea de Albarracín.

Fuente: Diario de Teruel