978 700 381 / 667 260 601 / 617 666 050 / 651 300 984 [email protected]

El Parque Cultural de Albarracín lleva 4 años sin gerencia, ni inversiones para actuaciones ni  para su mantenimiento. El Parque Cultural de Albarracín que fue referencia en Aragón, engloba a 5 municipios, Albarracín, Tormón, Ródenas, Bezas y Pozodón que están unidos por el arte rupestre, el patrimonio natural  y los centros de Interpretación. Cuando tenía plena actividad los cerramientos de abrigos rupestres, así como descubrimientos arqueológicos, creación de senderos y edición de publicaciones, eran una constante. Fue un revulsivo para la zona con un  turismo cultural a la vez que se preservaba el patrimonio natural y el arqueológico, pero en los últimos años todo está parado y sin un mantenimiento.

El ex alcalde de Bezas y que fue primer edil durante 26 años y uno de los principales promotores del Parque Cultural de Albarracín, Alejandro Alonso, lamentó la actual situación en la que está sumida el Parque Cultural  de Albarracín en los último años de abandono y de desidia tanto por parte de los propios municipios que la integran como por parte de la Administración autonómica que no lo mueve. “Desde 2018 se paralizó el Parque Cultural de Albarracín y no se ha vuelto a reactivar. Se marchó el gerente y no se ha vuelto a contratar a nadie. La ausencia de un gerente es vital para la existencia de un parque cultural”.

Opiniones

Alejandro Alonso recordó que hubo entre los miembros del Parque Cultura de Albarracín diferentes opiniones sobre si el gerente debía estar a tiempo parcial o a tiempo completo. Mi opinión era que tenía que ser a tiempo completo porque busca más financiación por las Administraciones y se realizan más inversiones en actuaciones.Ahora se lleva unos años que está todo paralizado y es un pena porque se empezaba a mover un turismo cultural por la zona que ha desaparecido”.

Alonso señaló que en el Parque Cultural de Albarracín se realizaron cerramientos de abrigos de pinturas rupestres, se hicieron centros de Interpretación en los municipios, se señalizaron senderos, editado libros, se daba a conocer la zona en los medios de información, se rehabilitaron edificios.

“En Tomón, por ejemplo, se rehabilitó el horno y se hizo un albergue y bar. Se restauró la tejería y se hicieron las pasarelas del río Ebrón, que se terminaron con la ayuda de los fondos del Parque Cultural de Albarracín. Ese año el resto de municipios renunció  a las ayudas del Gobierno de Aragón para que se terminaran las pasarelas de Tormón”, expuso Alonso.

En esta línea, Alejandro Alonso reseñó que en Bezas se restauró el edificio  del cine que es sede del Parque Cultural de Albarracín y centro de interpretación, se actuó en el poblado celtibérico de Peña Hierro, en el cerramiento de abrigos de pintura rupestre, en senderos que se financiaron con el Ministerio . “En Rodenas se restauró el horno,  se hizo el centro de interpretación de los secretos del Rodeno, una casa rural. En Pozondón se hizo un centro de interpretación de la arquitectura tradicional de la Sierra de Albarracín, senderos. En Albarracín siempre se ha portado muy bien con el Parque Cultural. Ha sido muy generoso para el resto de municipios, que somos más pequeños. La verdad es que se hicieron muchas actuaciones y había un turismo cultural con grupos que venían hasta de Francia al Parque Cultural de Albarracín. Se hacían actividades para los escolares. No se debe perder y se tiene que recuperar. Había una publicidad para la zona que se pierde como se han perdido las inversiones de estos últimos cuatro años, unos 70.000 euros por año. Los 280.000 euros perdidos ya no se recuperan. Los municipios del Parque Cultural de Albarracín con el Gobierno de Aragón deberían reunirse y recuperarlo, contratar a un gerente,  que es fundamental para la existencia del parque. Personalmente echo de menos la falta de implicación de los municipios y del Gobierno de Aragón en el Parque Cultural de Albarracín ”, resaltó.

Además, el ex alcalde de Bezas  y también impulsor del Parque Cultural de Albarracín, recordó en este punto al arqueólogo fallecido  Octavio Collado  cuyo trabajo fue origen de la creación del Parque Cultural con los abrigos de pintura rupestre.

También expuso que debería haber una colaboración estrecha con el Paisaje Protegido del Rodeno, ya que no la hay  y sería beneficioso al estar en la misma zona de actuación.

“Por ejemplo, las señales se deberían unificar y de esta manera evitar que  en el monte tenga tantas señales. Cada figura tiene su señal El monte esté sembrado de señales”, criticó.

Paralización

El alcalde de Ródenas, José Antonio Nicolás, confesaba también que está todo parado en el Parque Cultural de Albarracín por “desidia” y también por “la pandemia”.

José Antonio Nicolás dijo que es necesario que se tenga un gerente para volver a poner en funcionamiento el Parque Cultural de Albarracín para que se encargue de las tramitaciones y busque subvenciones para las actuaciones. “Si no hay una persona dedicado a ello no se funciona”, aconsejó.

Añadió que aunque los presupuestos son reducidos  se debería tener en funcionamiento el Parque Cultural de Albarracín porque es un instrumento bueno para la Sierra. “Debemos ponernos las pilas y retomar el Parque Cultural de Albarracín. Tenemos centros de interpretación que están cerrados porque para los ayuntamientos pequeños es complicado mantenerlos con un personal que los atienda sino hay ayudas, subvenciones”.

Noticia y Foto: Diario de Teruel